Inicio Jóvenes Mujeres VIH Aborto Identidad sexual  
 
  X  
   
t info    
  X  
   
t info    
Balance
 
Caja de herramientas
 
 
Video de derechos sexuales y reproductivos de mujeres con VIH
 
 

Hojas informativas sobre salud reproductiva de las mujeres con VIH en América Latina
Cómic para líderes y aliadas sobre derechos reproductivos de mujeres con VIH.
  x

Boletina Mujer Salud-Hable (RSMLAC)
Año VIII, Nº 13, agosto 2009.


ENCUENTRO DE MUJERES DE REDES REGIONALES DE AMÉRICA LATINA Y EL CARIBE EN EL PROCESO DE CAIRO + 15
Panamá - 3 al 5 de agosto de 2009

DECLARACIÓN DE PANAMÁ

Las organizaciones y redes de América Latina y El Caribe presentes en el “Encuentro de Mujeres de Redes Regionales de ALC sobre Cairo + 15” manifestamos nuestra profunda preocupación porque a 15 años del Consenso de El Cairo, América Latina y El Caribe sigue siendo la región con mayor desigualdad socioeconómica del planeta.

En un contexto marcado por la búsqueda de cambios estructurales en algunos de nuestros países, y por las implicaciones regionales de la crisis mundial, no advertimos una voluntad política común por parte de todos los Estados y gobiernos para aplicar los consensos de la Conferencia Internacional sobre Población y Desarrollo (CIPD). Como región estamos aún lejos de cumplir las grandes metas planteadas para el año 2015, y vemos que este panorama se agrava cuando se prioriza la inversión de recursos públicos para salvar al sistema financiero, a costa de reducir los recursos para superar las profundas desigualdades que en el mundo ha generado el modelo ahora en crisis.

Los contenidos del Programa de Acción de la CIPD no pueden ser abandonados pues su no cumplimiento se traduce en el sufrimiento y la violación de los derechos humanos básicos, como el derecho a la salud, a la educación, al trabajo, a una vida libre de violencia y al desarrollo de millones de mujeres, de todas las edades e identidades, en el mundo; costos que las condicionan a situaciones de exclusión, violencia y discriminación.

La evaluación de lo realizado en estos 15 años indica que frente a estos acuerdos, los Estados han tenido diversas respuestas, traducidas en políticas y servicios pero que, en muchos casos, no satisfacen o garantizan a todas las personas las condiciones para ejercer sus derechos civiles, económicos, sociales, políticos, culturales, sexuales y reproductivos. Los avances han sido desiguales e insuficientes; en algunos casos incluso han ocurrido marcados retrocesos y en la actualidad hay grandes amenazas, lo que impone la necesidad de fortalecer los Estados laicos y democráticos.

También resulta relevante la contribución y la incidencia de las redes y las organizaciones de mujeres y de feministas, como actoras para fortalecer y acompañar el proceso en el cumplimiento de los acuerdos. La emergencia de nuevos grupos y organizaciones ha enriquecido la agenda y redimensiona los desafíos de El Cairo.

En este contexto exhortamos a los Estados y gobiernos de América Latina y el Caribe a:

  • Reconocer, implementar y reforzar los compromisos adquiridos en 1994 y 1999, reafirmados en 2004 y 2009, especialmente, los de eliminar la pobreza, disminuir las desigualdades y mejorar la satisfacción de las necesidades de la mayoría de la población, como requisitos indispensables para el desarrollo sustentable.

  • Asumir la responsabilidad de sostener y profundizar la calidad del sistema democrático y destinar todos los recursos humanos, económicos y técnicos necesarios para disminuir las brechas persistentes e incluso ampliadas en estos años, para cumplir con lo acordado de forma sostenible, en las fechas previstas y posteriores a ellas.

  • Potenciar y fortalecer el trabajo articulado entre gobiernos, agencias y organismos internacionales de cooperación y organizaciones de la sociedad civil, con énfasis en organizaciones de mujeres y de feministas, de manera que se garanticen y optimicen los esfuerzos en el logro de las propuestas consensuadas en materia de población, bienestar humano y desarrollo sustentable, en el marco del pleno reconocimiento y respeto de los derechos humanos.

Desde las mujeres organizadas en diversas redes y espacios colectivos de América Latina y el Caribe exigimos lo siguiente:

  1. En relación con las políticas de población, particularmente las referentes a la reducción de la pobreza, las dinámicas demográficas y el desarrollo sustentable:
    • Mejorar y garantizar el acceso y el derecho a vivienda, trabajo, educación, comunicación, salud, seguridad ciudadana, agua, saneamiento, alimentación, aire limpio y sistemas públicos integrales de seguridad social con accesibilidad y cobertura universales, para asegurar condiciones de vida digna, especialmente para las mujeres en situaciones de vulnerabilidad –por razones de edad, raza y etnia, alteraciones de la salud, condiciones de vida y de trabajo, orientación sexual, migración, desplazamiento y refugio, capacidades diferentes, uso de drogas, encierro y víctimas de trata, o por cualquier otra razón–.

    • Atender al proceso de envejecimiento de la población, en particular a la feminización del envejecimiento y a su impacto actual y futuro sobre la salud, la economía y el desarrollo, adoptando medidas legales y programas de gobierno tendientes a disminuir efectos negativos de los cambios demográficos, procurando asegurar todas las condiciones que permitan una vida digna e integrada a la sociedad de mujeres de todas las edades y condiciones.

    • Promover la corresponsabilidad de hombres y mujeres, en las tareas de cuidado de las personas a través de un sistema integral de protección y bienestar social, con base en la paridad real, reconociendo el trabajo doméstico no remunerado de las mujeres. (Cfr. Quito, 2007).

    • Rechazar toda forma de desplazamiento forzado de las personas y garantizarles, sin ningún tipo de discriminación por motivos de actividad laboral, edad, por condición etnocultural y racial, condición de VIHSIDA u otra, el desplazamiento entre países. Atender a las condiciones de vida de las personas migrantes y refugiadas y garantizar sus derechos, particularmente el acceso a la atención de sus necesidades básicas y los apoyos que requieren.

    • Respetar el derecho ciudadano a la libertad de movimiento y de asociación de las personas, sin discriminaciones, reformulando todas las políticas de migración que obstaculizan este derecho.

    • Respetar los derechos de los pueblos, en especial de las mujeres indígenas y afro descendientes, en lo que se refiere al derecho a la tierra, al territorio y a la soberanía alimentaria, respetando el derecho al consentimiento previo libre e informado en todo orden que involucre sus vidas.

    • Establecer mecanismos de incorporación y reconocimiento de la población juvenil como productiva y sujeta de derechos económicos, reconociendo y ejecutando políticas públicas que den respuesta a sus necesidades y demandas específicas, involucrándola como actora política en el diseño, implementación y evaluación de estas.
  1. En relación con los derechos sexuales y derechos reproductivos, con particular énfasis en aborto y VIH/SIDA.
  • Fortalecer la vigencia y respeto de los derechos sexuales y derechos reproductivos de todas las personas, sin discriminación de ningún tipo.

  • Asegurar el acceso universal a los servicios de salud sexual y salud reproductiva integral, así como a la más amplia variedad de métodos anticonceptivos, incluido el acceso a la prevención, diagnóstico y tratamiento para el VIH/SIDA.

  • Promover políticas integrales no asistencialistas para reducir la mortalidad y morbilidad maternas, en un marco de derechos humanos.

  • Reconocer a adolescentes y jóvenes como sujetas/os de derechos y brindarles las oportunidades que les permitan tomar decisiones libres, responsables e informadas en todos los ámbitos que afectan la calidad y trayectorias de sus vidas, especialmente las relacionadas con el ejercicio de su sexualidad, garantizándoles el acceso a la educación en sexualidad, a información sobre todos los métodos anticonceptivos y el acceso a los de su elección.

  • Promover el acceso universal a una educación de calidad que incluya educación integral en sexualidad en todos los niveles educativos dentro del marco ético de los derechos humanos y el reconocimiento de la diversidad cultural. Implementar en su totalidad los compromisos asumidos en la Declaración Ministerial de la Ciudad de México suscrita en agosto de 2008, “Prevenir con Educación”.

  • Garantizar el acceso a los servicios de salud de calidad y al aborto legal y seguro, como condición necesaria para la reducción de la mortalidad y morbilidad materna para cumplir las metas de los ODM y de la CIPD.

  • Implementar medidas eficaces e integrales para erradicar y prevenir la violencia contra las mujeres, incluyendo las interfases con VIH/SIDA y, particularmente, la violencia sexual, posibilitando el acceso a la atención integral, incluida el acceso prioritario, eficaz y pertinente a la justicia para las que viven en situación de violencia.

  • Garantizar el acceso universal a la prevención, el tratamiento, la atención y el apoyo a las personas que viven con VIH/SIDA, especialmente a las mujeres de todas las edades y condiciones, incluyendo la garantía y vigencia plena de sus derechos sexuales y derechos reproductivos, así como a vivir sin ningún tipo de discriminación.
  1. En relación con la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres, con particular énfasis en la erradicación de toda forma de violencia

    • Garantizar en legislaciones, políticas y normativas, el respeto y reconocimiento de las mujeres de todas las edades y condiciones, como sujetas de derechos y con capacidad de tomar decisiones libres.

    • Erradicar toda expresión y forma de violencia y discriminación hacia las mujeres de todas las edades y condiciones.

    • Abordar los impactos diferenciados sobre hombres y mujeres que viven en situaciones de vulnerabilidad, dando prioridad política y presupuestaria a mujeres en general, y profundizando en las necesidades de poblaciones indígenas y afrodescendientes, de migrantes, personas que viven con VIH/SIDA, de niños, niñas, adolescentes, jóvenes, personas adultas mayores, personas con capacidades diferenciadas, trabajadoras sexuales, lesbianas, transexuales, transgénero y víctimas de trata.

    • Promover la plena participación de las mujeres, en condiciones de paridad, en todos los ámbitos de la vida política, económica, académica, social, cultural y comunitaria.

  2. En relación con la participación de la ciudadanía organizada, y en particular de las organizaciones de mujeres, en la definición, evaluación y contenidos de las políticas de población y desarrollo.

    • Crear, fortalecer y garantizar espacios permanentes de diálogo y toma de decisiones conjuntas entre gobierno y sociedad civil, para el monitoreo de la implementación de la CIPD y sus ratificaciones en el año 1999 y 2004 y 2009.

    • Mejorar los sistemas de información y garantizar el acceso a las organizaciones de la sociedad civil para facilitar el monitoreo; así como dar transparencia a la asignación de recursos y a la ejecución de los presupuestos públicos, para la implementación de la CIPD.

    • Garantizar y facilitar la tarea de monitoreo y seguimiento de las políticas públicas por parte de la sociedad civil organizada, especialmente por parte de las organizaciones de mujeres y de feministas, en cumplimiento de lo establecido en el capitulo XV de la CIPD.

  3. En relación con la sustentabilidad de esta Agenda

    • Garantizar recursos suficientes, para América Latina y El Caribe, destinados a las políticas de población y desarrollo, poniendo particular énfasis en los derechos de las mujeres de todas las edades y condiciones.

    • Cumplir con la asignación de los recursos económicos, desde los países desarrollados hacia aquellos en vías de desarrollo, tal como lo determina el programa de acción de la CIPD.

    • Asignar montos suficientes de los presupuestos nacionales, claramente identificados, para la implementación de las políticas de bienestar social de todas las personas y en particular de las mujeres de todas las edades y condiciones.

    • Garantizar la adecuada utilización de dichos recursos, con el control sobre los resultados de las políticas implementadas, generando los mecanismos para que la sociedad civil los monitoree, erradicando toda posibilidad de uso fraudulento de los mismos.

    • Garantizar o crear mecanismos participativos de auditoria y control social de los presupuestos públicos.

    • Apoyar, de todas las formas posibles, las iniciativas generadas desde las organizaciones de mujeres de la sociedad civil, para contribuir, a pesar de las dificultades señaladas, al efectivo y eficiente cumplimiento de la Plataforma de Acción de la CIPD.

A 15 de años de la CIPD, el exhorto de las redes de mujeres y espacios colectivos de América Latina y el Caribe no difiere de lo que los gobiernos han suscrito en 1994, ni durante las sesiones de revisión de Cairo + 5 en 1999, y Cairo +10 en 2004. Sin el cumplimiento de la Plataforma de Acción de El Cairo, no solo no se alcanzarán los propósitos planteados para el año 2015, sino que no habrá manera de cumplir con las metas de los Objetivos del Desarrollo del Milenio.

A cinco años de la fecha límite acordada, está en manos de los Estados redoblar los esfuerzos, teniendo muy presente la responsabilidad directa de los gobernantes en la creación de condiciones y garantías para la salud y la vida de la población en general, y de las mujeres de todas las edades y condiciones, en particular.

Como mujeres organizadas en diversidad de redes y espacios colectivos de América Latina y El Caribe, exigimos todas las garantías democráticas, sustentadas en la laicidad y soberanía de los Estados, y los compromisos políticos y económicos que se requieren para hacer de nuestra región un espacio libre de toda forma de discriminación y violencia y para el ejercicio pleno de todos los derechos humanos.

Organizaciones firmantes:

Red de Salud de las Mujeres Latinoamericanas y del Caribe, RSMLAC

  1. Mujer y Salud en Uruguay , MYSU
  2. Enlace Sur de Mujeres Indígenas
  3. Alianza de Mujeres Indígenas de Centroamérica y México
  4. Red de Jóvenes de Latinoamérica y el Caribe por los Derechos Sexuales y los Derechos Reproductivos, REDLAC
  5. Red Mujer y Hábitat
  6. Red Latinoamericana de Católicas por el Derecho a Decidir, CD
  7. Red de Trabajadoras Sexuales, REDTRASEX
  8. Red de Mujeres Transformando la Economía, REMTE – Ecuador
  9. Red Mujeres Afrolatinoamericanas, Afrocaribeñas y de la Diáspora
  10. Red Internacional de Género y Comercio
  11. Movimiento Latinoamericano y del Caribe Mujeres Positivas
  12. Jóvenes Latinoamerican@s Unid@s en respuesta al VIH/SIDA (JLU)
  13. Foro Internacional de Mujeres Indígenas
  14. Comunidad Internacional de Mujeres Viviendo con VIH/SIDA
  15. Consorcio Latinoamericano contra el Aborto Inseguro, CLACAI
  16. Coalición contra el Tráfico de Mujeres y Niñas en ALC
  17. Campaña 28 de Septiembre por la Despenalización del Aborto en América Latina y El Caribe
  18. Consejo Latinoamericano y del Caribe de Organizaciones No
  19. Gubernamentales con Servicio en VIH y SIDA, LACCASO
  20. Caribbean Association for Feminist Research and Action, CAFRA
  21. Programa Regional Feminista La Corriente
  22. Red Feminista contra la violencia hacia las mujeres, Guatemala
  23. Iniciativa Centroamericana de Seguimiento a El Cairo y Beijing
  24. Federación Internacional de Planificación Familiar, IPPF
  25. Foro de Mujeres y Política de Población, México
  26. Enlace Continental de Mujeres Indígenas, Región Sudamérica
  27. Balance, Promoción para el Desarrollo y Juventud
  28. Rede Feminista de Saúde, Direitos Sexuais e Direitos Reprodutivos – Brasil
  29. Asociación de lesbianas, gays, trans, bisexuales, intersexuales de América Latina y El Caribe, ILGALAC
  30. Grupo Internacional de Mujeres y Sida, IAWC
  x
  x

Llamamiento en favor de la Oficina Internacional de la Laicidad

Considerando que

  • La teoría llamada del « choque de civilizaciones » entre, por una parte, un occidente cristiano y por otra, un oriente musulmán va imponiéndose a pesar de todos los que luchan en el mundo en favor de un modelo político fundado en la laicidad
  • Con el pretexto de defender un « derecho a ser diferente » varios estados legitiman derechos distintos entre los ciudadanos según sus opciones espirituales, favoreciendo así el comunitarismo
  • Con la ayuda de las religiones, unos gobiernos intentan alistar al pueblo en enfrentamientos guerreros sangrientos
  • Además de luchar contra las desigualdades entre hombres y mujeres, éstas tienen constantemente que defender los derechos ya reconocidos , en particular en cuanto a la igualdad socio-profesional y a la libre disposición de su cuerpo.
  • La progresión de los integrismos aumenta la sujección de las mujeres
  • A pesar de un movimiento de secularización y de retroceso de las religiones, la globalización de las políticas neoliberales que, gracias al consenso de Washington, emprendió su programa hacia la privatización y la mercantilización de todas las actividades humanas exacerbó los repliegues comunitarios (la desimplicación del estado provocando el recurso a las formas tradicionales de solidaridad, sustituyéndose la caridad a la solidaridad nacional
  • Que la postura de la izquierda comunotarista que no duda en aliarse con los religiosos bajo el pretexto de oponerse al « imperialismo ocidental » es tan nefasta como la posición neoliberal que consiste en abandonar el campo social dejando así a dichos religiosos ocupar este terreno
  • La crisis económica actual aumenta las desigualdades y la pobreza
  • Pero que en el mundo entero se organizan movilizaciones que unen la lucha láica, el combate feminista y el combate social.

Las organizaciones y personas firmantes han constituido una Oficina Internacional de la Laicidad – llamada BLI- basado en  las siguientes resoluciones para la promoción de la laicidad en el mundo :

  • Afirmamos nuestra dedicación al concepto de laicidad. El concepto de laicidad -con la estricta separación de los estados con las iglesias- garantiza el no-entremetimiento de la religión en la esfera de la autoridad pública así como la total independencia del estado acerca de las asociaciones religiosas y espirituales que los ciudadanos forman en la sociedad civil. La laicidad garantiza la libertad absoluta de conciencia de los ciudadanos : libertad de creer o no creer, de cambiar de creencia y absoluta libertad de expresión. En este concepto la libertad de criticar las religiones no puede ser discutida y prevalece sobre cualquier intento de instaurar un delito de « difamación de las religiones y de sus profetas ».
  • Afirmamos nuestra dedicación al principio de la igualdad y de la universalidad de los derechos. Vinculados al concepto republicano de la ciudadanía, rechazamos todo régimen que, en nombre de algún particularismo, fraccione el cuerpo político que sea para favorecer o excluir una categoria de ciudadanos. Por eso lucharemos contra todas las discriminaciones, en particular contra las que padecen las mujeres y las minorías.
  • Afirmamos nuestro rechazo del neoliberalismo globalizado, depredador y destructor que aumenta la pauperización cuyas primeras víctimas son siempre las mujeres y los niños y que implica, como paliativo a la desimplicación del estado el retorno a las solidaridades de tipo comunitarias. Frente al neoliberalismo llamamos a la globalización de los luchas.

 

Hoy, 9 de diciembre de 2009, llamamos solemnemente a todas las personas y organizaciones que adhieren a las  ideas expuestas más arriba a sostener nuestra iniciativa firmando este texto y juntándose con nosotros.

Para firmar: http://laicity.info/bli/

Los fundadores del BLI :

Coalition for a Secular State, Serbia
Collectif citoyen pour l'égalité et la laïcité (CCIEL), Montréal
Council of Ex-Muslims of Britain
Development Alternatives with Women for A New Era (DAWN),  international network
Equal Rights Now – Organisation against Women’s Discrimination in Iran
Iran Solidarity
Iranian Secular Society
MAREA, feminist journal, Genova, Italy
Parti pour la Laïcité et la Démocratie (ex MDSL), Algérie
Protagoras, Croatia
One Law for All Campaign against Sharia Law in Britain
Organization for Women’s Liberation (OWL), Iran
Secularism Is A Women's Issue (SIAWI), international network
Union des Familles Laïques (UFAL), France
Women's Initiative for Citizenship and Universal Rights (WICUR) international network  
Women in Black - Belgrade (WIB), Serbia
Women Living Under Muslim Laws (WLUML), international network

Zarizana Abul Aziz, lawyer, human rights activist, Malaysia
Samia Allalou, journaliste, Algérie/France
Hakim Arabdiou, militant laïque, France
Soheib Bencheikh, théologien, spécialiste des religions et de la laicité, ancien mufti de Marseille, France
Djemila Benhabib, auteure de Ma vie à conre-Coran, récipiendaire du Prix des écrivains francophones d'Amérique et finaliste pour le prix du gouverneur général 2009
Codou Bop, journaliste, Dakar, Sénégal
Caroline Brancher, co-responsable du secteur féminisme et laïcité de l'UFAL, Paris
Ariane Brunet, co-fondatrice de Urgent Action Fund , Montréal
Sonia Correa,  co-coordinator of Sexuality Policy Watch and Research Associate at ABIA (Brazilian Interdisciplinary Association for AIDS (Brazil)), Rio De Janeiro.
Yvonne Deutsch, feminist peace activist, Jerusalem
Lalia Ducos, présidente de WICUR, Paris-Alger
Gigi Franscisco, coordinator of the DAWN international network, Manila, The Philippines
Pierre Galand, président du Centre d'action laïque (CAL), Belgique
Nadia Geerts, initiatrice du R.A.P.P.E.L. (http://www.le-rappel.be/FR/), Belgique
Laura Guidetti, President and co-founder of MAREA, Genova, Italy
Marieme Helie Lucas, Fondatrice du WLUML et coordinatrice de SIAWI, Algérie/France
Hameeda Hossein, co-chair of South Asians for Human Rights and Chairperson of Ain o Salish Kendra, Dhaka, Bangladesh
Ayesha Imam, Sociologist, human rights activists, Nigeria
Harsh Kapoor, founder of South Asia Citizens Web (sacw.net), France/Inde
Sultana Kamal, lawyer and human rights activist, Executive Director of Ain O'Salish Kendra, Dhakha, Bangladesh,  former Advisor to the Caretaker Government  of Bangladesh
Cherifa Kheddar, présidente de l'association " Djazairouna" des Familles Victimes du Terrorisme Islamiste, Algérie
Catherine Kintzler, philosophe de la laïcité, Paris, France
Monica Lanfranco, journalist, co-founder of MAREA, Genova, Italy
Azar Majedi, Présidente de l’OWL, Iran/U.K
Maryam Namazie, Campaigner, Iran/U.K
Fariborz Pooya, Iranian Secular Society, Iran/U.K
Venita Popovic,  Zenica, Bosnia and Herzegovina
Mary Jane Real, lawyer and human rights activist, Manilla, The Philippines
Nina Sankari, Présidente de l’Initiative Féministe Européenne (IFE), Pologne
Aisha Shaheed, historian and women’s rights activist,Canada/Pakistan/UK
Mohamed Sifaoui, journaliste, Algérie/France
Fatou Sow, sociologue au CNRS, Dakar, Sénégal
Gila Svirsky, Women In Black, Jerusalem
Lino Veljak, Professor of philosophy, University of Zagreb, founder of PROTAGORAS, Croatia
Vivienne Wee, anthropologist and women’s rights advocate, Singapore and Hong Kong, China
Stasa Zajovic, founder of WIB-Belgrade, coordinator of the Coalition for a Secular State, Serbia


  x

Bienvenid@s

X  



 
 
+ información  

Somos personas activistas aliadas con la misión de incidir en el diseño, implementación y ciudadanización de las políticas públicas sobre derechos sexuales, con énfasis en mujeres y jóvenes, desde una perspectiva que reconoce la diferencia e involucra plenamente a las poblaciones que históricamente han sido vulnerabilizadas.

Nuestro nombre refleja la importancia de transformar nuestro entorno personal y comunitario cuidando el equilibrio entre las personas, las generaciones, las identidades, las ideas, los paradigmas, las culturas y la naturaleza.

Para recibir más información sobre nuestro trabajo y las formas de colaboración ponte en contacto con nosotras.

balance.informacion@gmail.com
55391802

 

Si eres persona física o moral y quieres apoyar en nuestra misión tu aportación es deducible de impuestos.

Somos una asociación civil con fines no lucrativos y con la autorización para recibir donativos deducibles de impuestos. Autorización del SAT publicada en el Diario Oficial de la Federación de fecha 17 de junio de 2013. Para ver la publicación www.dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=5302721&fecha=17/06/2013.

Personas Físicas. Artículo 176 LISR:El monto total de los donativos a que se refiere esta fracción será deducible hasta por una cantidad que no exceda del 7% de los ingresos acumulables que sirvan de base para calcular el impuesto sobre la renta a cargo del contribuyente en el ejercicio inmediato anterior a aquel en el que se efectúe la deducción, antes de aplicar las deducciones a que se refiere el presente artículo.

Personas Morales. Artículo 31 LISR: El monto total de los donativos a que se refiere esta fracción será deducible hasta por una cantidad que no exceda del 7% de la utilidad fiscal obtenida por el contribuyente en el ejercicio inmediato anterior a aquel en el que se efectúe la deducción.

 

 
Las otras monografías Cartilla DSyR Mujeres y VIH SSP y VIH VIH y Migración CAIRO
Jóvenes en Acción... Cartilla DSyR Mujeres y VIH SSP y VIH VIH y Migración ICPD
Inicio
INICIO | JÓVENES | MUJERES | VIH | ABORTO | IDENTIDAD SEXUAL
Algunis derechos reservados, Balance 2009. Esta página puede ser reproducida con fines no lucrativos, siempre y cuando no se mutile,
se cite la fuente completa y su dirección electrónica. De otra forma requiere permiso previo por escrito de la organización.
AVISO DE PRIVACIDAD


We're powered by Podio - team project management software to easily manage teams, projects and much more in one central place. Work the way you want to with the unique ability to create your own apps. Here is the link to learn more about Podio.